elige qué “batallas” vas a librar con tus hijos

Una batalla no es la guerra y algunas ideas sobre cómo hacerlo

educar, escuela de padres, niños, adolescentesEducar a los hijos es como estar en un parque de aventuras, con su montaña rusa, sus coches de choque y su splash de agua.

Como adulto tienes una visión mucho más amplia de la vida, del futuro, de las oportunidades, de los derechos, de las obligaciones.

Cuando tu hijo es pequeño dices tantas veces “no” que pierdes la cuenta: Esto no se hace, esto no se mete en la boca, esto no se dice, esto no se toca, etc, etc.

Cuando tu hijo es adolescente dices tantas veces “tienes que”, que pierdes la cuenta: Tienes que recoger tu cuarto, tienes que estudiar, tienes que dejar el móvil, tienes que escucharme, tienes que ayudarme, etc, etc.

Educar no es una guerra, es una carrera de fondo y utilizando esta comparación, me parece interesante saber medir las fuerzas para llegar a la meta sin necesidad de ahogarte / ni ahogarle en el camino.

Estoy casi segura que te encantaría que tu hijo o hija, con que le dijeras una o dos veces las cosas, lo aprendiera y ya no fuera necesario volvérselo a repetir, pero no va así.

ejemplo:

8:00 AM hora de levantarse, desayuno, vestirse, peinarse, hacer la cama, meter los libros en la mochila, salir al cole o al IES.

8:15 AM todos enfadados y corriendo.

Mi propuesta es: elige y no intentes ganar todo

Si has decidido que tu lucha está en que se levante solo y se prepare el desayuno, por ejemplo, no emprendas otra batalla para que haga la cama, aunque, si puedes proponerle que deje las sábanas a los pies para que se airee.

Si tu lucha está en que coma solito, que más da si lo hace con el tenedor o la cuchara, aunque sea una sopa. Si quieres que se vista solito, que más da si se pone un pantalón u otro, un vestido u otro.

Si pretendes que su cuarto esté recogido, que más da si las camisetas se cuelgan o se doblan, que más da si no están perfectamente dobladas. Lo importante en este momento es que cuando entres en su cuarto no tenga todo por fuera. Ya llegará el siguiente paso con respecto a doblar camisetas

  • Explícale con tranquilidad y cariño qué esperas de él o ella. Es importante que sepa lo que quieres. Se trata de darle visibilidad a los objetivos. Esto facilita la comunicación y además le estás enseñando a marcarse metas y a conseguirlas.
  • Respira profundamente cuando estés al borde del grito, y piensa si merece la pena luchar esa batalla o puede esperar a más adelante. Recuerda cual es el objetivo de enseñanza que tienes en ese momento
  • Centrarse en aprender un par de tareas os va a ayudar a ambos, porque de esta manera estáis focalizados en ir poco a poco, y es más fácil acordarse y aprender dos cosas que cinco.
  • Tu hijo-a no se agobiará por tenerte detrás todo el tiempo, con varios enfados al día, y tú tampoco porque sabrás exactamente lo que quieres conseguir.
  • Refuerza toda conducta que se acerque al aprendizaje que quieres. Ya hablé de esto en otro post cómo poner límites a los niños

Por tu salud y por la de tus hijos te propongo que elijas las batallas que vas a librar con ellos.

Algunas ideas sobre cómo establecer objetivos en casa

  1. valora la edad de tu hijo o hija y sus características personales, (teniendo como premisa que es un ser único y no necesita que lo compares con su prima, con su compañero de cole o con su hermano)
  2. en función de la valoración, enumera cuales son los aprendizajes que quieres conseguir y cuándo.
  3. define tus prioridades a la hora de enseñar: autonomía, seguridad, respeto, confianza, autoestima, normas, etc.
  4. ordena lo que quieres enseñar en función de las prioridades
  5. empieza por la primera de cada categoría. Por ejemplo: de autonomía: quitarse el pantalón, de seguridad: no subirse a los altos estando solo, de respeto: no pegar, etc.
  6. cuando esté aprendido sigue con la segunda
  7. si existe un hecho que altere la carrera, analízalo y valora si merece la pena introducirlo en tu orden de prioridades o puede pasar al final de la lista.

Si sientes que necesitas ayuda para tu hijo o hija, ponte en contacto conmigo y te explicaré los detalles de mi forma de trabajar.

La mejor forma de ser feliz es trabajando la motivación y confianza en uno mismo.

Puedes leer los testimonios de otras personas que han trabajado conmigo.

¿te gusta mi blog? Puedes suscribirte sin compromiso, y cada semana recibirás un nuevo artículo sobre educación, coaching e inteligencia emocional. Además de información sobre las actividades y talleres que programo.

suscribirme

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s